Hábitos

Los mejores hábitos para la vida

Reflexiones

Ley de la vida: lo que hoy no se valora, mañana se lamenta

En la vida tendremos muchas oportunidades para tener, perder y volver a tener. Hoy tienes unos zapatos nuevos, mañana seguramente se te estropearán y luego comprarás otros nuevos. Hoy, puedes estar con alguien con quien te sientes bien, pero mañana esa relación podría terminar, y luego vendrá otra persona que robará tu corazón y lo volverás a intentar; así es la vida.

Sin embargo, no podemos estar seguros si los zapatos que compraremos serán mejores que los que teníamos, ni sabemos si la persona que robe nuestro corazón en el futuro es la persona correcta. Básicamente no sabemos nada aunque podemos suponerlo. Lo mejor siempre será que valoremos lo que tenemos hoy con nosotros para que al perderlo no tengamos de qué lamentarnos.

Todo en la vida se gana y se pierde en algún momento

Por más que atesores algo en tu vida, nadie puede garantizarte que estará para ti siempre. Por ejemplo, puedes estar enamorado de una playera pero con el tiempo esta se deteriora hasta el punto de que no luce tan bien como lo hacía antes. Sin embargo, si la usaste tanto como quisiste, se podría decir que la valoraste, por lo que cuando estés listo para desecharla, lo harás sin problemas porque habrás entendido que su tiempo contigo terminó, que duró lo que tenía que durar y que ahora solo quedo todo en un recuerdo agradable.

No obstante, si te quejaste más de lo que la usaste, o si simplemente no le diste mayor uso sino que esta se dañó antes de que pudieras sacarle todo el provecho, es posible que termines arrepintiéndote. Y cuando el arrepentimiento llega a tu vida ¿Qué tanto puedes hacer? Desafortunadamente, lo perdido se queda perdido. Solo puedes valorar lo que está contigo en este momento y este consejo aplica para todo, cosas materias y personas en general.

En tu vida, verás amigos irse de tu lado por cualquier razón, ya sea económica, sentimental o laboral, y dado que no sabemos cuánto tiempo estaremos con vida, no puedes si quiera suponer que algún día se volverán a ver, pues la muerte podría tener otra cosa pensada para ellos o para ti.

Lo mismo sucede con la familia y la pareja. Siempre damos las cosas por sentado sin saber que quien rige nuestra vida es Dios. Hoy día es importante valorar a nuestros seres amados. Si tienes a tu pareja a tu lado, disfruta cada momento con ella, si tienes a tu familia hazle saber que los amas, y a tus amigos, aprovecha todo el tiempo que puedas con ellos. Verás cómo el día en el que alguien ya no esté, te sentirás mucho mejor de haber valorado tu tiempo con esa persona. Recuerda, lo único que interesa en la vida es el hoy y el ahora.

Deja un comentario

Tema creado por Anders Norén