Hábitos

Los mejores hábitos para la vida

Amor, Reflexiones

“La mujer tiene que saber la hora exacta para abandonar la escena. Aunque esta hora sea muy dolorosa”

Coco Chanel fue una mujer elegante, fuerte y con un espíritu de emprendimiento cuya influencia ha llegado hasta nuestros días. Ella dijo “La mujer tiene que saber la hora exacta para abandonar la escena. Aunque esta hora sea muy dolorosa”, y no podía tener más razón esta ícono del feminismo.  

La vida de Chanel comenzó siendo muy pobre, sin embargo, cuando diseñó su primer sombrero, no paró de crecer en todos los sentidos. Ahora, es un ícono de la alta costura, así como un símbolo de coraje, libertad y resistencia femenina.

La frase que hemos mencionado de Chanel es profundamente encantadora, pero también muy sabia. Y es que por más fuerte, emprendedora y empoderada que sea una mujer, nunca es fácil darse cuenta de que un ciclo ha llegado a su fin. No siempre somos capaces de asimilar o creer que lo que tanto queríamos no está reservado para nosotros y se torna difícil renunciar a planes, sueños y proyectos.

Pero una mujer emprendedora sabe renunciar a pesar del dolor y comenzar de nuevo a pesar del miedo. Cuando insistimos demasiado en algo que no es para nosotros, perdemos tiempo y a la larga salimos muy lastimadas. Hay que abandonar la escena antes de que esta se vuelva tóxica y enfermiza para nosotros, avanzar, “a otra cosa mariposa” como dice el dicho.

Hay elegancia y un gran sentido de dignidad en este comportamiento. Es de mujeres inteligentes el reflexionar y entender los tiempos, saber cuándo algo ha llegado a su fin y retirarse. Seguramente, habrá muchos sentimientos involucrados, pero lo más saludable, aunque duela es pasar la página.

Quien no se apega sino que acepta la vida como viene sufre menos. Las personas como Coco Chanel que han vivido vidas difíciles con mucha oposición saben que hay que respetar los tiempos de la vida, vivir con dignidad y no aferrarse a lo que no nos pertenece. Porque a cada quien en esta vida, el Buen Dios otorgó sueños, pareja, planes y deseos que sí son reales y que serán cumplidos. Pero queriendo retener lo que no nos pertenece, estamos perdiendo la oportunidad de vivir en plenitud lo que sí está dispuesto para nosotros.

Emprendimiento no significa aferrarse a una idea hasta cumplirla pese a nuestra propia salud física y mental. Emprendimiento significa emprender un camino viable, que pese a tener obstáculos (como todo camino) nos presenta muchos beneficios que podemos ver de cerca o de lejos. Y dicho esto, tenemos que ser mujeres emprendedoras en el amor, en la familia, en la carrera y en los negocios. Tomar caminos que son buenos y cambiar de camino siempre que sea necesario, pues con el corazón lastimado y las alas rotas, nadie puede emprender.

Tomemos las decisiones más inteligentes, aquellas que no nos hacen sufrir sin necesidad y con las que podemos estar en paz con nosotras mismas.

Deja un comentario

Tema creado por Anders Norén