Hábitos

Los mejores hábitos para la vida

Reflexiones

La gente que se ama a sí misma no hace daño a otra gente. Cuanto más nos odiamos a nosotros mismos, más queremos que otros sufran

El amor por nosotros mismos puede ser la clave para que todos estemos en paz en este mundo. Esto supone un menor grado de dificultad a la hora de aceptar y amar a los demás. Es decir, si lo piensas bien, todo el tiempo se nos dice que debemos amarnos los unos a los otros, pero esta acción muchas veces se vuelve algo infinitamente imposible. Pues bien, la razón podría estar no en las acciones de los demás, sino en nosotros mismos.

Acéptate y ámate a ti mismo y el mundo será un lugar mejor

¿Has pensado alguna vez en hacer algo para salvar al mundo? Quizás sí, solo que cuando lo piensas, miras tu vida y te ves cómo alguien insignificante que no puede hacer nada tan relevante que pueda salvarlos a todos. Pero, ¿Quién dijo que salvar al mundo significaba tener un gran poder? Cada uno de nosotros individualmente conforma un mundo propio, y es este mundo el que nos compete salvar y para ello solo necesitas amarte.

A diario vemos como las acciones de otras personas nos afectan hasta el punto de sentirnos miserables. Y en lugar de hacer algo para remediarlo, nos echamos tierra encima humillándonos, insultándonos y desacreditándonos incluso delante de los demás.

Vivimos relaciones sentimentales con quienes no nos quieren o con quienes nos hacen daño, nos mienten y nos traicionan, ayudamos a otros con la mirada puesta en lo que recibiremos a cambio, y hacemos cosas que no nos gustan solo para agradarle a los demás. ¿Crees que existe algún tipo de amor propio allí?

Cuanto más nos humillamos, nos insultamos y nos desprestigiamos, más enojo, rabia, rencor y hasta odio sentimos por nosotros mismo. Estas emociones y sentimientos hacen que sintamos que nuestras vidas no valen mayor cosa. Entonces, salimos al mundo, y ¿cómo actuamos? Simple, miramos con desconfianza, hablamos de forma despectiva, hacemos malas suposiciones y cuando abrimos la boca lastimamos a los demás.

¿Esto en que ayuda a tu mundo? Y más importante aún, ¿cómo ayuda esto al mundo de los demás? Ciertamente, estamos haciendo más grande la miseria que estamos viviendo por dentro y se la estamos contagiando a otros que quizás no tengan la culpa de nada. La vida, sin duda está llena de desavenencias, de problemas, de dificultades, pero más aún, el mundo está lleno de personas capaces de herir y dañar enormemente a otras.

Si hoy sientes poco amor por ti, es posible que esto tenga que ver por el daño que sufriste en manos de alguien más y descuida te entendemos. Debe ser muy duro para ti sonreírle a tu mundo y al mundo de cada ser vivo cuando estás sufriendo o enojado por algo que creíste no merecer.

Pero tu mundo te necesita, debes salvarlo porque es tu responsabilidad. Recuerda que al final tu paso por este mundo es momentáneo, algún día partirás de aquí y necesitas hacerlo sabiendo que tuviste una buena vida y que hiciste todo lo que pudiste y más para salvar a tu mundo y al mundo de otros.

No necesitas estar feliz el 100% del tiempo, pero puedes evitar hacerle daño a los demás y por sobre todas las cosas, puedes evitar hacerte daño a ti mismo. Ámate, que solo así podrás amar al universo y ser un poco más feliz en medio de tanto desastre.

Deja un comentario

Tema creado por Anders Norén