Hábitos

Los mejores hábitos para la vida

hábitos

La forma más fácil de limpiar incluso la puerta de horno de vidrio más sucia

La suciedad es el enemigo número uno de las amas de casa de casa de todo el mundo. Sin embargo, siempre nos la hemos arreglado para derrotar incluso la mugre más agresiva. Nada nos parece imposible. Sin embargo, es probable que algo pudiéramos estar haciendo mal. No siempre la hora de la limpieza sale tan bien como creemos, pues hay mucha mugre que pudiera estar quedando escondida, multiplicando bacterias y creando un caldo de cultivo para más suciedad, tal es el caso de las puertas de los hornos.

Limpia la puerta de tu horno de la manera más fácil

El horno es la herramienta que utilizamos para crear deliciosos pasteles y otras tantas comidas que ciertamente encantan a toda la familia. Pero también es una zona roja a la hora de limpiar, pues el horno acumula no solo sucio sino también mucha grasa y retirarla no es nada fácil.

Existen limpiadores especiales que prometen hacer lucir a tu horno como si se acaba de comprar, pero casi siempre su poder de limpieza resulta limitado aunque no lo pareciera. Sin duda estos productos que de hecho, suelen ser bastante abrasivos y costosos, limpian de manera muy eficiente dejando la zona bastante pulida y reluciente. Pero para hacer una limpieza completamente profunda, se requiere muchas otras cosas.

En el caso del horno hay lugares que son de difícil acceso, como por ejemplo, los bordes del vidrio que vemos puesto en la puerta del horno. Puedes limpiar el vidrio todo lo que quieras. Y puedes verlo brillar pero esto no significa que realmente este limpio. Lo que sucede es que aunque parezca mentira, el borde del vidrio retiene grasa y sucio en su interior. Esto forma una pasta sólida con el tiempo llena de bacterias.

Llegar a este borde de manera profunda es prácticamente imposible sin importar lo que uses para limpiar. Lo mejor es cambiar la técnica, es decir, la mejor manera de asegurarnos que quede todo realmente limpio es retirando el vidrio de la puerta del horno para así conseguir eliminar toda la mugre.

Lo único que vas a hacer es fijarte bien del vidrio y ver de qué modo este está colocado en la puerta. Una vez que hayas hecho esto debes pasar a buscar las herramientas necesarias para poder desmontarlo con mucho cuidado. Luego, puedes proceder a lavar el vidrio de manera más cómoda en otro lugar y después limpiarlo con algún limpiador que lo haga verse brillante.

Hecho esto, puedes dejar el vidrio a un lado reposando mientras te encargas de los bordes del horno. Para esto dejaremos de lado los limpiadores abrasivos que además son muy costosos. En su lugar usaremos bicarbonato y vinagre, la combinación de estos dos productos crean un poderoso arranca grasa. Con eso no solo podrás limpiar el horno y el borde del vidrio de la puerta sino que también podrás limpiar el mismo vidrio.

Hecho todo esto procede a colocar nuevamente el vidrio con cuidado asegurándote que quede tan fijo y seguro como cuando lo retiraste y listo. Ya tienes la puerta del horno sin el más mínimo rastro de sucio ni de grasa.

1 Comentario

  1. eduardo

    El único producto que deja los hornos relucientes y limpisimos en DERPLAC… de los Hermanos Rosillo, que son Fabricantes de Alta Gama de productos eficaces y muy eficientes. http://www.tecnoquimicos.es

Deja un comentario

Tema creado por Anders Norén