Hábitos

Los mejores hábitos para la vida

Amor, Reflexiones

El que no sana sus heridas sangra sobre los que no lo merecen.

Cuando una persona lesionada intenta iniciar una nueva relación, espera que la otra persona sea su salvavidas. Lo que no saben es que es mejor sanar a solas, vivir un proceso aparte, para no ir a sangrar sobre otro. Muchas relaciones se tornan tóxicas por esta razón.

Muchas personas buscan una relación para adormecer su dolor. De esa manera no enfrentan la realidad de su corazón roto, de sus sueños destrozados y de su incapacidad para amar en ese momento. Pero una persona herida, con el autoestima rota no puede amar y nadie puede curarla más que ella misma.

Para comenzar una relación saludable, cada una de las partes debe tener algo qué ofrecer. Y lastimosamente, una persona herida no tiene nada que ofrecer, pero sí mucho que recibir. Y el amor que necesita recibir no viene de afuera, es un proceso regenerativo que comienza desde dentro.

Cuando una persona está muy fragmentada por un dolor anterior, tiende a exigir mucho de la otra persona e incluso pretende que está le resuelva la vida.

El herido tiene las expectativas muy altas, no ama racionalmente, quiere dar poco o nada (por miedo a volver a ser lastimado o por incapacidad) y a cambio quiere recibir muestras de amor y compromiso en exceso. Y aquí tenemos todos los ingredientes para una relación poco saludable.

No importa qué tan buenas sean las intenciones de quien está intentando amarte, si has sido lastimado, no podrás corresponderle y te convertirás en un amante tóxico que le exigirá demasiado y le hará mucho daño. Recuerda: sin autoestima no hay amor verdadero.

Si tu autoestima está golpeada, no podrás amar saludablemente. Tu pareja no puede ser tu terapeuta, si empiezan esa dinámica terminarán muy mal, con heridas peores a las que tenían inicialmente. Por tanto, si sabes que estás herido y necesitas ayuda, date un tiempo.

Si te sientes muy mal por la soledad, no huyas a los brazos del primer amor que aparezca. La soledad solo dilata lo que tienes por dentro y que debes tratar. Por tanto, no le tengas miedo, permite que sea esclarecedora para ti, pues lo peor que puedes hacer es tapar con amistades o con nuevas relaciones el dolor y vacío que sientes por dentro. Permite que eso salga a la luz y comienza a tratarlo poco a poco.

Necesitas reconstruir tu autoestima, encontrar tu identidad más allá de esa relación que terminó. Seguramente te perdiste amando a otra persona y olvidaste que todo empieza por ti. Debes recuperarte, comenzar a amarte poco a poco. Las heridas irán cerrando y se secarán naturalmente en la medida que te demuestres el amor y la atención que necesitas.

El amor verdadero es el amor propio, si no contamos con este amor, todos los amores que vengan después serán en vano y hasta serán motivo de dolor. Quien dice que “amar duele” seguramente no tiene idea de lo que es amarse a uno mismo, pues no hay sensación más pura, más sana y más bonita que esa.

Deja un comentario

Tema creado por Anders Norén