Los mejores hábitos para la vida

hábitos, Hogar

Como cuidar y cultivar la manzanilla

manzanilla

La manzanilla se usa para remedios a base de hierbas, bebidas y productos para el cuidado de la piel. Existen dos tipos de manzanilla: alemana y romana, estos cuentan con flores parecidas a las margaritas con pétalos blancos que rodean un centro amarillo.

Estos dos tipos de manzanilla crecen rápidamente y se plantan mejor en primavera a través de semillas. La manzanilla romana se usa para suavizar los bordes de un muro de piedra o una pasarela mientras que la alemana se usa para hacer té.

Aprende a cultivar y cuidar la manzanilla

Cuidados

Ambas especies son fáciles de cuidar y requieren pocos extras para prosperar. La manzanilla alemana produce flores más abundantes mientras que la romana es de flores más fragantes.

La manzanilla no suele ser buena planta para jardín ya que tiende a ser muy flexible cuando se combina con otras plantas, pero se puede usar para plantar debajo de un jardín de hierbas o vegetales para suavizar los bordes de paredes rocosas.

Luz

Ambas florecerán mejor en el sol pero en climas cálidos, un poco de sombra parcial es una opción especialmente durante las horas de la tarde. Más sol generalmente conduce a un crecimiento más rápido, pero esta planta crece rápidamente por naturaleza.

Suelo

Ambas versiones de manzanilla florecerán mejor si se cultivan en un suelo rico y orgánico. Pueden sobrevivir en mezclas más pobres, pero a menudo hará que sus tallos sean más flácidos.

Agua

Riega las plantas jóvenes de manzanilla alrededor de una pulgada por semana. A medida que envejecen y se establecen, las plantas son tolerantes a la sequía. Es mejor dejar que las plantas se sequen entre riegos moderados. Sin embargo, en climas extremadamente cálidos, la manzanilla apreciará un poco más de humedad.

Poda

Si las plantas se vuelven largas o delgadas a mitad de temporada, corta los tallos a unas 4 pulgadas de la línea del suelo. También puedes recortar el tallo después de la primera cosecha de flores.  Coseche flores frescas a medida que florecen para usarlas en té o flores marchitas para alentar nuevos brotes.

Manzanilla para macetas y trasplantes

Esta planta puede crecer en cualquier recipiente que tenga al menos 6 pulgadas de profundidad, requiere amplios orificios de drenaje, utilizando tierra para macetas prehumedecida y enriquecida con fertilizante. Si la vas a trasplantar el mejor momento para hacerlo es cuando la planta mide de 2 a 3 pulgadas de alto ya que las plantas más viejas no se trasplantan bien.

Cómo hacer que tu manzanilla florezca

Las flores de manzanilla tienen un aroma dulce, herbáceo y florecen en primavera y verano. La mejor manera de hacer que florezca es brindándoles sol directo y pleno ya que si está en sombra es posible que no florezca.

Dejar una respuesta