Hábitos

Los mejores hábitos para la vida

Alimentación

5 estrategias para comer más lento y perder peso

Cuando intentas perder peso, es importante hacer un seguimiento de las calorías, los macros y usar herramientas como tazas de medir y escala de alimentos. Si bien esto funciona bien, puede funcionar mejor cuando se combinan las propias señales internas de hambre y saciedad del cuerpo.

Hasta los 5 años aproximadamente, los humanos conservan la capacidad de sentir hambre y saciedad. En otras palabras nacemos con la capacidad de comer cuando tenemos hambre y nos detenemos cuando estamos llenos, pero debido a que estamos rodeados de alimentos (la mayoría ultraprocesados) tendemos a perder la capacidad de comer lo que necesitamos y esto puede dificultar la perdida de peso.

Hacer un esfuerzo por comer lentamente puede ayudarnos a recuperar y utilizar nuestras señales internas. Cuando comemos lentamente, tenemos la capacidad de apreciar los colores, sabores y texturas, pero lo mas importante dado a que nuestro estómago tarda 20 minutos en registrarse como lleno tenemos tiempo para que nuestro cuerpo diga cuando es suficiente. Esto significa una probabilidad menor de comer en exceso y mayor de sentirse saciado con una porción mas pequeña.

Para comer más despacio, aproveche estas cinco estrategias:

1.Comer con intención:
Comer conscientemente significa que cuando tomas un bocado de comida debes pensar en como sabe, como se siente su textura en tu boca, donde podría haberse cultivado y como se nutre el cuerpo. Al tomarte el tiempo para notar todo lo que puedas sobre lo que estas comiendo, casi inevitablemente disminuirá la velocidad.

2. Toma pequeños descansos:
En lugar de ir de un bocado al siguiente, intenta espaciarlos tanto como puedas. Toma sorbos de agua cada pocos minutos durante la comida, esto no solo ralentizara su alimentación, si no que estar hidratado contribuye a la sensación de saciedad.

Otra opción: “Coloque los utensilios unos minutos después de comenzar una comida y ten la oportunidad de sentarte y relajarte. El simple acto de bajar el tenedor puede recordarte que no te apresures.

3. Agrega mas alimentos enteros a tu plato:
Cuanto mas procesado es un alimento, menos se suele masticar. Concentrarse en los alimentos que requieren más masticación como las frutas, verduras, nueces y proteínas magras, no solo estos alimentos son mas fáciles de comer lentamente sino que también tienen mas probabilidades de ayudarte a lograr los resultados que buscas.

4. Llamar a la conversación:
Si estas comiendo acompañado, usa la conversación como una forma de desacelerar tu alimentación, hemos perdido el arte de conversar con nuestros seres queridos durante las comidas. En lugar de mirar televisión  trata de comer con los demás y disfruta la conversación como forma de hacer pausa y saborear tanto la buena compañía como la comida.

5. Gratitud en practica:
Hay algo que decir para hacer una pausa y es estar agradecidos de tener alimentos nutritivos. Muchas personas no tiene acceso a los alimentos saludables, mientras comes ten en cuenta lo importante que es la comida para nuestra salud física y mental y para una vida feliz y saludable.

Deja un comentario

Tema creado por Anders Norén