Hábitos

Los mejores hábitos para la vida

Familia

5 características que definen a las familias disfuncionales “toxicas”

familia toxica

La familia es un factor que de un modo u otro influirá sobre nosotros aunque no nos llegue a determinar. No podemos elegir en que familia o país nacer sin embargo según el tipo de vinculo, lazos y experiencias emocionales de nuestros padres  iremos desarrollando nuestro carácter y personalidad, manifestándose a lo largo de nuestra vida.

Hay familias que tienen relaciones saludables, con vínculos afectivos sanos y no es que sean familias perfectas sino que en estas los niños construyeron un apego seguro con sus padres recibiendo el amor necesario y estabilidad emocional que los hace sentir libres de explorar el mundo sabiendo que tendrán el apoyo de sus seres queridos en cualquier momento.

Las familias disfuncionales o conocidas como tóxicas son creadas a través de patrones dañinos los niños carecen de afecto, sienten que no son queridos, muestran inestabilidad emocional, inseguridades y baja autoestima. Todas estas consecuencias se verán reflejadas en las relaciones que construyan en su vida adulta.

En este artículo te vamos a presentar 5 características que definen a las familias disfuncionales o tóxicas:

Exceso de autoridad:
Los niños que crecen con padres que abusan de su poder e imponen lo que ellos desean valiéndose de la agresión física y verbal para lograr sus objetivos, estos niños tendrán mucho miedo y rabia contenida al sentirse menospreciados.

La sobreprotección:
Los extremos no son buenos, es por eso que los padres cuando sobreprotegen a sus hijos criándolos dependientes afectan su confianza logrando que al realizar cualquier actividad necesiten la aprobación de los demás convirtiéndolos en personas inseguras.

Falta de comunicación:
Evadir los conflictos generan bombas emocionales que se hacen mas grandes con el paso del tiempo, siempre hay peleas por cosas superficiales y no se llega a la raíz del problema. Esto conlleva la destrucción de todo bienestar, aunque este sea puro espejismo.

Rigidez:
Los padres establecen roles estrictos y no dan lugar a la negociación por tal motivo todo lo que haga peligrar a la familia generara actitudes extremas y dramáticas,  también podemos encontrar la ausencia total de límites lo que produce la falta de regulación emocional de los miembros.

Desidia total:
Los padres que no están pendientes de sus hijos, que no se preocupan ni hacen cargo de lo que les pasa, harán que los niños crezcan sintiéndose abandonados,  generando en ellos ansiedad al ver que no tienen el control de sus vidas. Esta es una de las grandes heridas de la infancia que persiste en la adultez.

Cuando has crecido en una familia disfuncional es común no saber como actuar de manera adecuada porque te han faltado los conocimientos para construir una base emocional, pero esto es una adversidad que puedes aprovechar para auto-superarte y crecer. La familia biológica no se elige pero lo que si puedes hacer es escoger como te comportas, como mejorar la relación y aprender a establecer límites comunicándote adecuadamente.

Deja un comentario

Tema creado por Anders Norén